Posts etiquetados con ‘región panónica’

Vegetación, Suelos y Paisaje Antes de la Aparición de los Seres Humanos

Ley hace unos años leí un estudio que mostraba como el número de especies forestales de Europa disminuyo paulatinamente durante el cuaternario. La interpretación más ramplona es achacar tal hecho a los efectos de las glaciaciones (cambios climáticos). Sin embargo, se cumulan evidencias alrededor del mundo acerca del papel modelador del ser humano (moderno, pero también pre-sapiens) sobre ecosistemas, regiones biogeográficas, ecozonas e incluso biomas. Por mucho en que se insista en que el propuesto periodo Antropoceno debiera comenzar en los siglos XVIII o XIX, las evidencias empíricas nos informan de que, de poderse defender (dar por buena) tal división geológica, esta debería retrotraerse mucho más atrás. La noticia que abordamos hoy, así como cierta información procedente de la Agencia Europea de Medio Ambiente y otra de nuestra propia cosecha, nos servirá de base para mostrar nuestra conjetura. Al menos desde hace cientos de miles de años, gran parte de la biosfera ha sido modelada al antojo de los intereses humanos.  Por ejemplo, la Región Panónica de Europa, conocida principalmente por sus estepas, principalmente las húngaras denominadas Puszta, estuvo cubierta tras la última glaciación, y antes de la llegada masiva del hombre, por dos tipos de bosques. El primer lugar, estos consistieron de una masa pluriespecífica (arbolado mixto) de robles, tilos, olmos, frenos y avellanos. Seguidamente el clima se torno más húmedo y al menos parte de los mismos fueron reemplazados por hayas y carpes. Y aquí entra en acción el hombre con contundencia, sustituyendo tales ecosistemas forestales por las conocidas estepas húngaras, muy aptas para el incremento de las manadas de herbívoros silvestres  o para la cría del ganado (tal vez una detrás de otra). Debe discernirse entre estas formaciones circunscritas a la región panónica (una isla rodeada de montañas en el interior de la región biogeográfica continental de Europa) y las genuinas estepas ucranianas y rusas, que forman parte de otra bioregión del continente. Lo curioso del tema estriba en que en ambos paisajes pastorales dominan los mismos tipos de suelos, los Chernozems y los Phaeozems. Ahora bien, mientras en los paisajes pristinos de las verdaderas regiones esteparias citadas en último lugar, existen varios suelos endémicos, las húngaras no albergan ninguno. Dicho de otro modo, toda la edafosfera y flora albergada en la primera parece corresponder a una degradación antrópica milenaria propiciada por las culturas atávicas que allí moraban. Los tipos de suelos mentados, no suelen acaecer bajo bosques, siendo típicos de las grandes praderas, pampas y estepas del mundo. Los escasos relictos actuales de bosques que atesora la región panónica albergan  suelos muy distintos, como Luvisoles y Cambisoles. Ya hablamos de un proceso de humanización del paisaje en la Peninsula Ibérica en nuestro post sobre las probables sabanas mediterráneas. También hemos abordado otros cambios de los modelados fisonómicos del territorio, por las culturas aborígenes de Latinoamérica. Del mismo modo os comentamos la pérdida de especies arbóreas de los bosques inducidas por el procedo denominado frutalización, que de este modo se tornaron casi mono-específicos. En otras palabras, desconocemos realmente la vegetación que podría existir en Europa de no haber intervenido el hombre. Al combinarse su acción, con los cambios climáticos, surgieron ensamblajes singulares que evolucionaron hacia otros en el contexto del mencionado binomio. Lo que hubiera podido ocurrir de no entrar en juego las “manazas” del hombre es un tema especulativo, por no decir de ciencia ficción, debido a que no disponemos de pruebas fehacientes de cuales hubieran sido tales ensamblajes de suelos y vegetación, al menos para inmensos territorios de la biosfera y edafosfera. Se trata de un tema que merece nuestra atención.

estepas-hungaras-fuente-flickr-galeria-de-claudiacsandor 

Estepas Húngaras Fuente: Flickr Galería de claudiacsandor

(más…)

Etiquetas: , , ,