Posts etiquetados con ‘mal concepto’

¿Por qué no Biogeosfera en lugar de Sistema Climático?

el-gordo-y-el-flaco-pequena

La Biogeosfera: Entre el Gordo y el Flaco. Fuente: Colaje Imágenes Google

¿Entre el Gordo y el Flaco? ¡Pues va a ser que sí! ¿De qué hablo? Sencillamente de lo que la inmensa mayoría de los mortales denominan el cambio climático. Desde la década de los años noventa del siglo pasado blasfemo cada vez que se confunde calentamiento del clima y sistema climático. Con el tiempo se fue afianzando con el más ambiguo, aunque menos equivoco término de cambio global. Y es así, cambiamos todo, es global, pero ¿qué es global? ¡Pues eso todo! Llevo treinta años reclamando que decir sistema biogeosférico resulta científicamente más apropiado. Pero también ¿Porque Decir Cambio Climático y no Degradación Ambiental?. Un sistema es más que la suma de las partes, que interaccionan entre sí y, como corolario, al perturbar uno se altera todo, todito todo.  Mala elección la del vocablo cambio climático. No se trata de que el  calentamiento climático afecte a los restantes subsistemas de GAIA, sino que el ser humano se encuentra degradando todo lo que encuentra a su paso. Somos como el Caballo de Atila, por donde pisamos no vuelve a crecer la hierba.  El ciudadano profano aún cree que podemos paliar el calentamiento de la atmósfera, sin hacerlo en casi todo lo demás, incluidas nuestras estructuras sociales y economía liberal. ¡Falso!. Creamos Internet para conectarnos todos globalmente, pero también lo hicimos en otros aspectos sin reflexionar en las posibles consecuencias. Y desafortunadamente, la Pandemia de ese coronavirus COVID-19 (hace poco más de un año ni sabíamos que significaba, mientras que a 28 de mayo de 2019 había alxananzado en Google la insignificante cifra de “5.510.000.000 resultados”. También cambia el clima epidemiológico, ¿O no? Ya os hablamos de él casi al principio de la Pandemia (Epidemias, Coronavirus, Ruta de la Seda y Globalización (Lecciones de la Historia), Epidemias, Viralidad, Globalización, Conectividad, Redes Complejas, Mundos Pequeños y Coronavirus ). Como señalamos este último hachazo que sufrimos es fruto de la codicia de la dictadura financiera, así como de la indolencia e ingorancia de los ciudadanos, que no reaccionamos, aunque nos metan los puño en los ojos. La Pandemia de Coronavirus no es más que otra de las consecuencias. Y no se trata de una ocurrencia de este bloguero, sino que por fin se ha aceptado casi por la totalidad de los “negacionistas del todo, o negacionistas de nada, que da igual. Ya os comenté que el dinero es sordo, ciego y mudo y quien lo tiene tan solo quiere más y más. No os debe extrañar por tanto que adelante la siguiente frase de la noticia de hoy que tiene sus fuentes en el IPCC: “Dos mil millones de adultos están clasificados como obesos o con sobrepeso, mientras que al menos 820 millones de personas se acuestan con hambre todas las noches”. En medio quedan los flacos, ya que los 820 millones son desgraciadamente famélicos. ¿El gordo y el flaco?. Siempre acabamos llegando a la Ley o efecto de San Mateo: “efecto Mateo, donde más es más y menos es menos, y tanto el éxito como el reconocimiento queda relegado siempre a la misma minoría privilegiada

 Pero a lo que vamos, porque hoy si me he despatarrado con tanta desiderata, aunque el mensaje es sencillo. Pero os recuerdo que también anticipamos que COP 25 ¿Qué cabe esperar?. ¡Nada!, ¡Nada de Nada!. El título de la noticia que os frecemos hoy traducida del suajili al  español castellano viene a decir “Tierra y clima: problemas, soluciones inextricablemente unidas”. Otro error, tanto terminológico como conceptual, ya que la Tierra incluye al clima. ¿Y si se refiriera a tierra, es decir superficie emergida? Pues más de lo mismo. El Sistema Tierra incluye todos sus subsistemas, por lo que no resulta acertado separar de la ecuación al clima. Sin embargo, al ir leyendo la nota de prensa que os incluyo abajo, observaréis que nos vienen a decir lo que yo personalmente defiendo. En otras palabras, que con vistas a solucionar el calentamiento del clima debemos intervenir en todas las causas involucradas, ya que si no cualquier esperanza deviene en utopía. Más aún, se reconoce implícitamente que uno de los problemas subyacentes resulta ser, como no, la pérdida, degradación y contaminación del suelo. Óbvienme existen otros factores, casi todos inextricablemente unidos. Se está tardando demasiado, en llegar a esta conclusión elemental, cuando por decirlo de alguna manera, este no es más que un asunto de “aritmética básica”: 2 + 2 = 4. Y hasta que no lo entendamos todos palmariamente, seguiremos dando palos de ciego. ¿Nos falta algún tornillo?.

Juan José Ibáñez

Continúa…….

(más…)

Etiquetas: , , ,