La Escala de los Mapas y Propósitos de las Cartografías

Hace unas semanas un visitante más o menos asiduo a esta bitácora (“pasaba por aquí”) nos sugería que cuando habláramos de mapas, explicáramos la importancia de las escalas, por cuanto estas determinan el propósito de las cartografías. Y tenía mucha razón. Ahora bien, no es lo mismo explicárselo a un joven o ciudadano poco avezado en la materia, que a un profesional expeto en la materia. En cualquier caso, se trata de un tema importante, ya que ni tan siquiera muchos adultos saben interpretar debidamente los mapas, o seleccionar uno concreto de determinado territorio en función de sus necesidades, para lo cual deben especificar la mencionada escala.  En este post, haciendo uso de los contenidos de tres interesantes Web didácticas, explicaremos el tema de la forma más básica posible. Obviamente poco aportaríamos al ciberespacio en castellano, si nos remitiéramos al estudio de otros, por lo que añadiremos información adicional, que también consideramos interesante.  Y es que, como suele ser frecuente, un mismo concepto puede ser denominado con diferentes vocablos y viceversa: un mismo vocablo puede dar cuenta de diferentes conceptos. Por ejemplo, mapas de escala pequeña, mapas groseros, mapas de síntesis a menudo se utilizan para dar cuenta del mismo producto, es decir como sinónimos.  Más aún, para muchos ciudadanos, no resulta nada intuitivo discernir entre lo que denominamos un mapa de escala grande y otro de escala pequeña. A menudo se identifica lo pequeño con el detalle, cuando en términos cartográficos lo contrario es cierto. Empero plasmar en un mapa cualquier recurso natural puede llevarse cabo desde diferentes perspectivas, como lo son los mapas de isolíneas y coropletas. Pero de este último tema ya hablaremos otro día.

escala-de-los-mapas-geografia-7-ano 

Escalas de los mapas Fuente: Geografía 7º Ano

La verdad es que no deseaba que nuestra bitácora se introdujera en estos líos o berenjenales, mucho más cuando las nuevas tecnologías se encuentras cambiando radicalmente la investigación y representación espacial. Cuando era joven, esta materia era más fácil de explicar conceptualmente, ahora ni yo mismo manejo todo el arsenal tecnológico y metodológico a nuestro alcance. Hablamos de sensores remotos (como imágenes satelitales de diversa índole), sistemas de información geográfica (GIS o SIG), modelos digitales del terreno (DTM), etc. etc. En cualquier caso, en este post, por ser iniciático, tan solo haremos mención de la importancia de las escalas en la producción cartográfica, conforme a los propósitos que se persigan.     

escala-numerica-y-escalas-graficas-fuente-club-de-exploradores 

Escala numérica y escalas Gráficas. Fuente Club de Exploradores

 También cabe reseñar que el vocabulario utilizado por los profesionales productores de mapas y los usuarios profanos en la materia también suele diferir sobre manera, lo cual complica más aun el asunto. Así, por ejemplo, raramente los segundos hablan de cartografías detalladas, semidetalladas, de síntesis, etc., de uso común de los primeros. Otro tema, estriba en la confección de las leyendas de los mapas, de los que también deberemos hablar en otro post. Debéis tener en cuenta que, históricamente, el inventario de muchos recursos naturales se ha llevado a cabo mediante la elaboración de sus respectivos mapas, por cuanto daban cuenta de lo que había, así como de su distribución espacial al mismo tiempo. Actualmente, las bases de datos georeferenciadas, que paulatinamente sustituyen a los antiguos mapas (aunque uno de sus productos sean estos últimos) ha cambiado sobre manara el panorama tradicional. 

 Finalmente, y antes de iniciar a mostrar los contenidos albergados en las dos Webs docentes mentadas, tan solo comentar que lo que llamamos más grandes, medianos y pequeños, también resultan términos relativos tanto en función del recurso natural a estudiar, como del país. Pongamos tan solo dos.

 Como todos sabéis, Rusia es el país más grande del mundo, mientras que Holanda es una nación muy pequeña. Los rusos consideran que un mapa grande o detallado de  su país, al menos en lo que a cartografía de suelos se refiere, sería lo que denominaremos más abajo una 1:100.000, mientras que para un holandés lo sería un mapa 1: 20.000. No es lo mismo hablar de largas distancias en un Estado inmenso como Rusia que en uno pequeño como Holanda. Un equivalente en Latinoamérica  serían Brasil y Estado del caribe como Jamaica. Los Estados grandes no suelen poder permitirse elaborar inventarios muy detallados de todos sus territorios, como los pequeños, por cuanto para cada recurso deberían publicar muchos miles de ellos. Generalmente tales iniciativas serían muy caras y tardarían décadas en finalizarse.

 Del mismo modo, resultaría ridículo pretender confeccionar mapas muy detallados de las grandes estructuras mega-tectónicas del globo terrestre, por cuanto las dimensiones de las unidades a cartografiar alcanzar tamaños considerables. Ahora bien, mapear un pasto con vistas a discernir las especies que alberga, puede requerir cartografías extremadamente detalladas.  Por lo tanto, para un experto en tectónica de placas y un ecólogo vegetal los vocablos medianos, grandes y pequeños pueden atesorar apreciaciones totalmente distintas. Pues bien toda esta desiderata no tiene más intención que mostrar la relatividad de estos “palabros” en los contenidos de las páginas Web docentes que incluimos abajo.     

 tipo-de-escalas-graficas-fuente-recursos-educativos

Diferencias en las escalas gráficas. Fuente: Recursos Educativos

Lo que podríamos denominar escala natural, consistiría en la representación en un plano de cualquier objeto a su tamaño “real”, por lo que la escala resultaría ser 1:1. Veamos ya los contenidos que al respecto pueden leerse en los títulos enlazados que corresponden a los de sus propias páginas Web. He intentado ofreceros las descripciones más sencillas posibles. Espero haberlo conseguido.

 Geografía en la Guía 2000 La escala de los mapas

 Un mapa es un dibujo plano en el que se representa el paisaje recurriendo a ciertos convencionalismos. Los colores, las formas, el relieve se rigen por un código que nos informa de qué elementos hay en el paisaje y cómo están dispuestos. Leyendo un mapa nos hacemos una idea bastante buena de qué vamos a encontrar sobre el terreno. Uno de esos convencionalismos, y que es común a todos los mapas, es la escala.

 La escala es la representación proporcional de los objetos. Todo mapa debe de indicar la escala a la que está hecho, ya que es la única manera de saber el tamaño de lo que se está representando. Existen dos maneras de representar la escala, gráfica, una barra dividida en tramos blancos y negros, en la que se indican las distancias, y numérica una división del tipo 1:50.000 gracias a la cual podemos medir distancias y calcular matemáticamente la correspondencia exacta.

 Las escalas numéricas tipo 1:50.000 significan que una unidad en el mapa equivalen a 50.000 en la realidad. Estas unidades pueden ser de cualquier tipo, kilómetros, millas, metros cuadrados, etc. Así, un centímetro cuadrado en el mapa son 50.000 centímetros cuadrados en la realidad, o lo que es lo mismo 500 metros cuadrados; de la misma manera dos centímetros lineales en el mapa son 100.000 centímetros en la realidad (50.000 x 2), es decir 1000 metros, un kilómetro.

 En suma, para calcular la distancia real debemos medir la distancia en un mapa y multiplicarla por la escala. Para pasar de la distancia real a la representación sobre un mapa debemos dividir entre la escala. Siempre obtendremos resultados en las unidades en las que hayamos tomado las medidas. Si medimos en un mapa en centímetros obtendremos centímetros, y seguramente habrá que pasarlos a metros o kilómetros para hacernos una idea de la realidad mejor. Si medimos en la realidad en metros o kilómetros obtendremos metros o kilómetros, y habrá que pasarlos a centímetros o milímetros para dibujar sobre el mapa.

 En una escala (y puesto que es una división) cuanto mayor sea el denominador más pequeño será el mapa final que obtengamos. Así, para la misma superficie diremos que una escala es grande cuanto mayor sea el mapa que obtengamos, y pequeña cuanto menor sea ese mapa. De esta manera si queremos dibujar nuestro país y usamos una escala 1:1.000.000 necesitaremos una hoja más grande que si usamos una escala 1:5.000.000

 Las escalas más pequeñas de 1:5.000 necesitan una proyección para poder representar las superficies. Dependiendo de qué proyección se utilice la deformación en los bordes de la hoja puede ser mayor o menor. En escalas muy pequeñas, en las que se representa un continente o todo el mundo la referencia de la escala sólo es buena para el centro del mapa, ya que la deformación en los extremos puede ser tan importante que la escala real sea otra. A estas escalas los símbolos que indican la posición de las cosas no están a escala, y son mucho más grandes que la realidad.

 Las escalas mayores de 1:5.000, aunque pueden tenerla, no necesitan de proyección, y consideran la superficie como un plano, y por eso se llaman planos. Se usan estas escalas en la representación de edificios y en los callejeros de las ciudades. A estas escalas los símbolos que representan las cosas están a escala.

 Dependiendo de cuál sea la escala aparecen ante nuestros ojos diferentes motivos de estudio. A escala de 1:1.000 y 1:5.000 se pueden estudiar fenómenos de mucho detalle. Con escalas entre 1:5.000 y 1:20.000 podemos representar planos callejeros de ciudades. Entre 1:20.000 y 1:50.000 podemos estudiar comarcas y municipios. Entre el 1:50.000 y el 1:200.000 podemos estudiar provincias y regiones, y las carreteras. Entre 1:200.000 y 1:1.000.000 podemos ver las regiones y los países. A escalas inferiores a 1:1.000.000 podemos ver continentes y hasta el mundo entero.

 El mapa más usual en el estudio geográfico es el de escala 1:50.000. A esta escala está representado en mapa topográfico básico de todos los países.

 Clases de Historia: La escala de los mapas

 La escala es la relación existente entre un objeto real (por ejemplo, la superficie de la Tierra o una porción de ella) y la representación que del mismo se hace. Existen dos maneras de representar las escalas:

 Escala numérica: Se expresa mediante una fracción que indica la proporción entre la distancia entre dos lugares señalados en un mapa y su correspondiente en el terreno (distancia de un mapa/distancia a la realidad) o lo que es lo mismo, distancia de un mapa / distancia en el terreno (/ significa dividido por). Normalmente se expresa en relación con la unidad, así una escala 1:50.000 (también puede expresarse 1/50.000) significa que cada unidad del mapa corresponde en la realidad a 50.000. Si la unidad es 1 cm, quiere decir que ese centímetro del mapa equivale a 50.000 en la realidad. Dicho de otro modo: 1 cm./50.000 cm.

 Escala gráfica: Representa lo mismo que la numérica, pero lo hace mediante una línea recta o regla graduada. Colocando la escala sobre el mapa, puede calcularse la distancia real existente entre dos puntos. En la escala de abajo, la longitud total de la línea segmentada es 200 Km, en tanto que cada fracción de la misma puesta sobre el mapa equivale a 50 Km en la realidad.

 Los mapas a gran escala definen con mayor detalle la realidad que representan que los mapas a pequeña escala. Es el caso de los mapas topográficos.

 Se habla de mapas a gran escala cuando la relación es hasta 1/100.000. Se utilizan para representar países, regiones o áreas poco extensas. A partir de esa cifra, podemos hablar de mapas a pequeña escala. Éstos se emplean para plasmar continentes, hemisferios, planisferios, etc, es decir, grandes áreas de la superficie de la tierra. O expresado de otro modo:

 Escala grande: desde 1:5.000 a 1:50.000

 Escala mediana: desde 1:50.000 a 1.500.0000

 Escala pequeña: desde 1:500.000 a 1. 50.000.000

 Sin embargo existen otras nomenclaturas, como la que aparece en este documento de libre acceso en la Web que nos habla de cómo se realizan los mapas o cartografías de suelos: Veamos lo que se comenta en la siguiente documento a este respecto (fuente: Universidad de la República Facultad de Agronomía: Departamento de Suelos y Aguas (Uruguay) Relevamiento de suelos:

 Young (1976) menciona que existe una jerarquía de mapas de suelos y levantamientos a diferentes escalas, en los que se emplean distintos métodos e intensidades de muestreo y que cada uno de ellos tiene diferentes propósitos, proponiendo la clasificación que a continuación se cita.

 Compilaciones: Son mapas de suelos basados en abstracciones de otros levantamientos y donde quedan áreas por cubrir se hacen inferencias. Las escalas usualmente son de 1: 1.000.000 o más pequeñas dependiendo del material a compilar y de los objetivos.

 Levantamiento de reconocimiento: Son los levantamientos con la escala más pequeña que pueden cubrir toda el área de estudio. Las escalas varían desde 1: 1.000.000 a 1:250.000. Se realizan con mayor énfasis en el trabajo de fotointerpretación y escasa verificación de campo.

 Levantamiento semidetallado: Cubren un amplio rango de escalas, desde 1:250.000 a 1:30.000, siendo lo más común 1:50.000. Se realiza por fotointerpretación, combinada con una cantidad importante de trabajo de campo.

 Levantamiento detallado: Sus escalas varían de 1:25.000 a mayores. Son producidos con mayor énfasis en trabajo de campo.

 Las escalas pequeñas se deben reservar para los mapas de conjunto, que tienen un objetivo científico y didáctico; permiten mostrar la influencia de los factores fundamentales del medio: clima general y grandes tipos de roca madre, sobre la edafogénesis. Las escalas grandes se destinan a resolver problemas prácticos bien precisos, permiten informar al agrónomo sobre las mejores técnicas que deben emplearse en cada tipo de suelo. La unidad cartográfica adoptada es, en este caso, la SERIE, el TIPO o la FASE, que serán descritas en los párrafos siguientes.

  Continuará (………)

Etiquetas: ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

[...] Hace unas semanas un visitante más o menos asiduo a esta bitácora (“pasaba por aquí”) nos sugería que cuando habláramos de mapas, explicáramos la importancia de las escalas, por cuanto estas determinan el propósito de las cartografías. Y tenía mucha razón. Ahora bien, no es lo mismo explicárselo a un joven o ciudadano poco avezado en la materia, que a un profesional expeto en la materia. En cualquier caso, se trata de un tema importante, ya que ni tan siquiera muchos adultos saben interpretar debidamente los mapas, o seleccionar uno concreto de determinado territorio en función de sus necesidades, para lo cual deben especificar la mencionada escala.  En este post, haciendo uso de los contenidos de tres interesantes Web didácticas, explicaremos el tema de la forma más básica posible. Obviamente poco aportaríamos al ciberespacio en castellano, si nos remitiéramos al estudio de otros, por lo que añadiremos información adicional, … [Seguir leyendo...] Compromiso social por la ciencia Master Site Feed Posts [...]

Muchas gracias!!
Saludos

[...] un post anterior ya hablamos de la importancia de las escalas a la hora de implementar los objetivos de los mapas o cartografías. Dependiendo del propósito [...]

[...] os explicamos en post precedentes: “La Escala de los Mapas y Propósitos de las Cartografías” y “Tipos de Mapas: Representando lo discreto y lo Continuo”, que se trata de una serie de [...]

Escribe un comentario

(requerido)

(requerido)


*