Los Cambios de Paradigma en Ciencia: Las Crisis y Revoluciones de Thomas Kuhn

En los periodos normales de una ciencia, el científico suele investigar circunscribiendo su actividad en un área bien definida. Esta concierne al paradigma vigente en su ámbito de conocimiento. El paradigma presenta pues con un conjunto de problemas definidos, junto con unos métodos que se consideran adecuados para consguir los objetivos establecidos. Si el experto culpa al paradigma de no haber logrado resolver algún problema, estará expuesto a las mismas acusaciones que el carpintero que culpa a sus instrumentos. Sin embargo, el corpus doctrinal siempre alberga fallos o anomalías que, a la larga, pueden llegar a tener tal gravedad como para generar una seria crisis en el paradigma vigente. De no poderse resolver, este será finalmente rechazado y reemplazado por otro nuevo que no es compatible con el anterior. La mera existencia de problemas irresolutos en un paradigma, no constituye en si misma una crisis. Kuhn reconoce que los paradigmas siempre encontrarán dificultades a lo largo de su andadura. Siempre se presentan anomalías. Solo bajo condiciones especiales estás últimas pueden conducir a una crisis de credibilidad en sus principios, por parte de la comunidad implicada (los que Lakatos alegaría que afectan al núcleo central de la teoría).

 

 

 

Revoluciones Científicas

Se considerará que una anomalía es particularmente grave si se juzga que afecta a los propios fundamentos de un paradigma y resiste cualquier intento de resolverla por parte de los miembros de la comunidad científica normal. También se considera que las anomalías son serias si incumben a alguna demanda o necesidad social apremiante. Este podría ser el caso, por ejemplo, de la actual necesidad de disponer de información edafológica con vistas a resolver ciertos problemas ambientales acuciantes para las sociedades modernas industrializadas, bajo un paradigma claramente agronómico-productivista que no lo proporciona debidamente. Sin embargo, personalmente coincido con Kuhn que nos enfrentamos a problemas conceptuales inherentes al corpus doctrinal de la disciplina, más que a otros de índole metodológica y/o tecnológica. Con ello quiero decir que Thomas da prioridad a las crisis conceptuales frente a las de otra índole. Lógicamente, la severidad de una anomalía también se encuentra relacionada con el tiempo trascurrido desde que se detectó, obligando a parte de la comunidad científica a intentar dar cuenta de ella, es decir a eliminarla. Obviamente, la cantidad de anomalías serias detectadas,  es otro factor a tener muy en cuenta en el surgimiento de una crisis.

 

 

 

Cambio de Paradigma y Tecnología

 

De acuerdo con Kuhn, analizar las características de un período de crisis en la ciencia exige tanto la competencia de un psicólogo como la de un historiador. Cuando se llega a considerar que las anomalías plantean al paradigma serios problemas, comienza un período de “inseguridad profesional profunda“. Este es el estado anímico actual de le comunidad de expertos en ciencias del suelo. Tal aseveración puede constatase sin dificultad acudiendo a las declaraciones publicadas por una buena parte de su establishment, como ya analizaremos en otro post.

 

Con el transcurrir del tiempo, los intentos con vistas a resolver el problema o anomalía, devienen gradualmente más radicales, debilitando progresivamente las reglas conceptuales y metodológicas establecidas por el paradigma. Los científicos normales comienzan a entablar discusiones metafísicas y filosóficas, tratando de defender las innovaciones que individualmente proponen sus colegas. Estas de por sí pueden atesorar rasgos epistémicos que serían considerados sospechosos o rechazables desde el punto de vista ortodoxo que impone un paradigma. Más aún, los científicos comienzan incluso a expresar abiertamente su descontento e intranquilidad con respecto a aquel. Personalmente, no albergo duda alguna que, desde la percepción kuhniana, la edafología se encuentra en una fase de crisis que reclama un nuevo paradigma. Y aunque pudiera sorprender esta ya ha sido esbozado recientemente. Otra cosa bien distinta será si es el finalmente abrazado por todo el colectivo o habrá que esperar a una nueva proposición.

 

Una vez que un paradigma ha sido debilitado y socavado hasta el punto de que sus defensores pierden su confianza en él, llega el momento de la revolución. La gravedad de una crisis aumenta cuando hace su aparición un paradigma rival. El nuevo paradigma, o un indicio suficiente como para permitir una posterior articulación, surge de repente, a veces en medio de la noche, en el pensamiento de un hombre profundamente inmerso en su crisis profesional.

 

 

Esquema de un Cambio de Paradigma

 

Los paradigmas rivales considerarán lícitos o significativos diversos otro tipo de  cuestiones que con anterioridad se consideraban triviales, a la par que se proponen normas de actuación diferentes e incompatibles frente a las defendidas años atrás. El paradigma en el que comienza a trabajarse guiará el modo en que el científico vea un determinado aspecto del mundo. Kuhn mantiene que, en cierto sentido, los defensores de paradigmas rivales “viven en mundos distintos”. Este autor vincula el cambio de la adhesión por parte de los investigadores de un paradigma a otro alternativo e incompatible con un «cambio de gestalt» e incluso con una “conversión religiosa“.

 

No existe ningún argumento puramente lógico que demuestre la superioridad de un paradigma sobre otro y que, por tanto, impulse a cambiarlo racionalmente. Una razón de que no sea posible tal demostración estriba en el hecho de que en el juicio de un científico sobre los méritos de una teoría científica intervienen muchos factores. La decisión del investigador dependerá de la prioridad que dé a cada uno de ellos. Los factores incluirán cosas tales como la simplicidad, la conexión con alguna necesidad social urgente, la capacidad de resolver algún determinado tipo de problema, etc.

 

Una segunda razón de que no exista una demostración lógicamente convincente de la superioridad de un paradigma sobre otro surge del hecho de que los partidarios de los paradigmas rivales suscribirán distintos conjuntos de normas, principios metafísicos, etc. Juzgando por sus propias normas, el paradigma A podrá ser considerado superior al paradigma B, mientras que si se utilizan como premisas las normas del B, el juicio podrá ser diametralmente opuesto. Recordemos que, la conclusión de una argumentación es convincente solamente si se aceptan sus premisas. Los partidarios de paradigmas rivales no aceptarán las premisas de los contrarios y por lo tanto no se dejarán convencer necesariamente por sus argumentos. Por esta razón, Kuhn compara las revoluciones científicas con las revoluciones políticas. Así como las convulsiones políticas pretenden cambiar las instituciones políticas por unos medios que las estas últimas prohíben (y en consecuencia falla el recurso político), también la elección entre paradigmas rivales resulta ser una elección entre modos incompatibles de vida comunitarias y ningún argumento puede ser lógico, ni siquiera probabilísticamente convincente. Empero con ello no queremos decir que los argumentos esgrimidos por los defensores de doctrinas rivales no sean importantes a la hora de tomar decisiones personales o colectivas.

 

En opinión de Kuhn, la naturaleza de los factores y circunstancias relevantes con vistas a que los científicos cambien de paradigma es algo que debe descubrir la investigación psicológica y sociológica. Así pues, se presentan diversas razones vinculadas entre sí que generan la imposibilidad de encontrar argumentaciones lógicas que fuercen a un individuo o una comunidad al abandono de un paradigma y reconversión a otro. No hay un criterio único e inequívoco por el que un científico pueda juzgar el mérito o porvenir de un paradigma. Adicionalmente, como hemos mentado, los defensores de los programas rivales suscribirán distintos conjuntos de normas, e incluso verán el mundo de distinta manera y lo describirán con un lenguaje diferente. El propósito de los argumentos y discusiones entre defensores de paradigmas rivales debe ser persuadir y no coaccionar. Hablamos pues de la polémica aseveración de Kuhn de que los paradigmas rivales son “inconmensurables“. Se trata de una de las proposiciones de Kuhn que más polémicas despertó entre sus colegas.

 

 

 

Cambios de Paradigma = cambios

de percibir el mundo

 

Una revolución científica corresponde al abandono de un paradigma y a la adopción de otro nuevo, no por parte de un científico aislado sino por una comunidad científica en su totalidad. A medida que se convierten más científicos, por diversas razones, al nuevo paradigma, se genera paulatinamente cambio en la distribución de las adhesiones profesionales. Para que la revolución tenga éxito, tal correlación de fuerzas debe decantarse drásticamente hacia el paradigma novedoso e incluir a la mayoría de los miembros del colectivo implicado, permaneciendo tan solo un pequeño grupo de disidentes románticos que a la postre serán excluidos de la nueva comunidad científica y tal vez se refugiarán en otros campos, o en un departamento de filosofía hasta su extinción.

 

Retornando al ámbito de la edafología, podemos anticipar que ante el viejo paradigma agronómico han surgido al menos tres alternativas rivales:

 

  1. El denominado paradigma de la calidad de suelos
  2. El propuesto por los edafometras
  3. Y el recientemente lanzado “Zona Crítica Terrestre”

 

Personalmente me inclino por el tercero. Ya hemos hablado de los tres, aunque retornaremos sobre el tema en un post concreto.

 

Juan José Ibáñez

 

Sumario de los post editados en “Curso Básico sobre Filosofía y Sociología de la Ciencia hasta este post (pinchar en los números para desplegar los post)

 

¿Qué es esa cosa llamada Ciencia?

El Método Científico

Curso Básico sobre Filosofía y Sociología de la Ciencia

Reduccionismo Epistemológico

Ciencia e Inducción [1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13,]

Filosofía de Karl Poper: El Falsacionismo [14, 15, 16, 19, 20, 21, 23, 24, 25, 26]

Filosofía de la Teoría de la Evolución y Sociedad   [17, 18],

Naturaleza y enseñanza de la Ciencia [22]

Las Teorías Científicas Como Estructuras Complejas

La Filosofía de Imre Lakatos  [28, 29, 30, 31, 32]

La Filosofía de Thomás Kuhn [33, 34]

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

necesito informacion sobre crisis cientifica, enigma cientifico y nueva ciencia para un trabajo de una materia que se llama paradigmas, ya que busco y no encuentro resultados de culaquiera de estas,

les agredeceria que me ilustraran de como encontrar estos conceptos

gracias

me gustaria que pusieran las consecuencias de un nuevo paradigma

Very good written post. It will be helpful to everyone who usess it, as well as me. Keep up the good work – can’r wait to read more posts.

[...] Los Cambios de Paradigma en Ciencia: Las Crisis y Revoluciones de Thomas Kuhn [...]

Escribe un comentario

(requerido)

(requerido)


*