Blogs de Ciencia: Los Éxitos y sus Problemas Inherentes

Regresamos hace escasos días de nuestro periplo por Colombia y Perú. En ambos países impartimos conferencias magistrales y de otra índole. También recorrimos en auto varios miles de Km. admirando sus espectaculares paisajes. Debemos agradecer en primer lugar el cariño mostrado por los colegas de las respectivas Sociedades las Ciencias del Suelo. Del mismo modo, constatamos que el éxito en Latinoamérica de nuestra bitácora “Un Universo Invisible Bajo Nuestros Pies”, es impresionante. Más aún, en Colombia, recibimos una placa conmemorativa de mi elección como miembro honorario de la SCCS. Sin embargo, el éxito de un Blog también puede acarrear diversos problemas, algunos de ellos muy serios. Y he aquí que algún post de nuestra bitácora no ha gustado nada a la nueva jefatura de la IUSS, ya fuera a título personal o institucional, lo cual aun no tenemos muy claro. Más concretamente, nos referimos al post titulado “Presunto Mapa Global Digital de Suelos del Mundo “GlobalSoilMap.net”, buscan información Edafológica Desesperadamente”. En Arequipa o Cuzco (no recuerdo bien), recibí un extraño correo electrónico del nuevo Secretario General de la IUSS, investigador del ISRIC (Wageningen, Holanda) señalándome que había un comentario a tal post de nuestro blog ¿?, así como si se lo podía traducir al idioma del imperio (es decir el suahili). Este había sido remitido por D.G. Rossiter, también colega del ITC (International Institute for Geo-information Science & Earth Observation; Enschede, Holanda). Rossiter comenzaba su crítica a mi escrito en términos muy descalificativos, como ya os mostraremos. Tampoco debe extrañarme, por cuanto que yo empleé otros también bastante expeditivos respecto al contenido y estrategias implícitas en el “denominado” “Nuevo” Mapa Digital de los Suelos del Mundo (GlobalSoilMap.net The New Soil Digital Map of The World). Como podréis observar, el éxito de una bitácora lleva acarreado hasta que incluso te lean (y se preocupen) las máximas autoridades de la Sociedad que cobija tu disciplina científica. Empero si a estas últimas no les gusta, las cosas siempre pueden ir a peor, mucho peor. Ya veremos (…) No obstante y aunque los implicados no se percaten de ello, este es un blog personal, que no institucional. Y hasta donde alcanzo a entender, vivimos en países democráticos, pudiendo expresar libremente mis opiniones, (¿o no?). Hoy explicaremos brevemente el conflicto. En sucesivos post abundáremos en sus razones y entresijos.    

 

 juanjo-ibanez-colombia-charla-sobre-docencia-y-divulgacion-cientifica

Impartiendo una conferencia sobre blogs en educación y divulgación científica (Colombia, Octubre 2010)

 El en mi opinión, el mal denominado “Nuevo Mapa Digital de los Suelos del Mundo” acarrea más problemas de los que puede solucionar. Esa es mi opinión, con las pruebas de que dispongo, así como tras hablar con varios colegas de otras partes del mundo. Dicho de otro modo, no soy el único preocupado por todo este asunto, ¡ni mucho menos!. Mis dudas devienen tanto de los aspectos científico-técnicos de tal iniciativa, como de su posiblemente distorsionado y desproporcionado marketing, la privatización del procomún en manos de Instituciones nacionales en lugar de permitir que otra genuinamente “de todos”, y que se encuentra en crisis, pudiera comandar esta iniciativa (me refiero a la FAO) salvándose así de una posible “extinción” en materia de suelos. Pero hay más.

 Por un lado, vengo observando, desde hace tiempo, un comportamiento por parte de ciertas instituciones nacionales con el que me encuentro en absoluto desacuerdo. Puedo entender que en el Reino Unido y Holanda, por citar dos ejemplos, el futuro de algunos de sus organismos de suelos dependa ineludiblemente de la obtención de abundante financiación externa (fruto de una política tacheriana y post-tacheriena). No se trata de defender una cierta parcela de poder, sino de pura y dura supervivencia. En consecuencia, sus gestores e investigadores actúan de una forma tremendamente agresiva en la lucha por nuevos recursos financieros (espero no tener que hablar de mi experiencia en el European Soil Buro sobre una afortunadamente frustraba intentona de megaproyecto denominada SoilNet, que comandaban curiosamente ambos países). Hasta aquí todo normal. Ahora bien, cuando sus acciones lesionan (opinión también muy personal) los intereses de terceros países, y que en este caso concreto, abarcan a la mayor parte de los Estados del mundo, puedo y debo discrepar, mostrando y comentando mis apreciaciones en este blog personal: ¿o no?.

 Sin embargo, en este caso concreto, debo reconocer que también surgen discrepancias personales. Ya he discutido en varios post precedentes mis tensiones con la Comisión de Pedometrics de la IUSS (edafología matemática). No hablamos aquí de los instrumentos formales, sino de unas ansias desaforadas de sus cabezillas por doblegar a los que no piensan como ellos. Finalmente, su estrategia de acoso y derribo ha dado lugar, lamentablemente en mi opinión, a que lograran alcanzar el éxito. Hoy, el lugarteniente del actual Secretario General de la IUSS no es otro que A.B. McBratney, investigador con el que he tenido varios enfrentamientos en vista de lo que considero una actitud arbitraria contra mis investigaciones al frente de una revista de la talla indiscutible de Geoderma. Hablando en cristiano A.E. Hartemink  y A.B. McBratney resultan ser dos de los editores en jefe de esta revista, en la que últimamente han publicado papers sobre edafodiversidad (pedodiversity) que desde luego el segundo me los hubiera rechazado, por razones sobre las que abundaremos en otro post. Dr. D.G. Rossiter, aquí tiene usted el nombre que deseaba. Me refiero a Alex, magnífico científico pero cuya conducta denuncio en ciertos temas. Yo no albergo temor alguno a escribirlo y pronunciarlo públicamente. Espero que usted haga lo mismo cuando yo le interrogue sobre algunos aspectos concretos incluidos en su comentario.

 Resumiendo cuando al establishment se le molesta comienzan los problemas, que bien pueden llegar a ser muy serios. Como habréis observado, he hablado de problemas científico-técnicos, de dañar al procomún (patrimonio general de todos los expertos en ciencias del suelo), de sesgos geopolíticos y discrepancias personales (por no ser exhaustivos). En consecuencia, en mis próximos post sobre el asunto de marras expondré tales puntos por separado. No conviene mezclar churras con merinas (el agua con el aceite). Comenzaremos por las opiniones “literales” de Rossiter y Alfred Hartemink y mis correspondientes réplicas.

Juan José Colombia-entrega-del premio- como miembro-de-honor-de-la-Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo  

Juan José Ibáñez recibiendo la placa conmemorativa como miembro de la Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo, por manos de su Presidenta Ibonne Valenzuela

 Debe quedar bien claro que, a titulo personal, mis relaciones hasta la fecha con Alfred (anterior responsable del boletín de noticias de la IUSS) habían sido muy cordiales. Lamento este incidente. Espero y deseo que estas discrepancias, comunes en ciencia, no alteren tal cordialidad.

 Al parecer, ninguno de ambos colegas entienden ni el objetivo ni la esencia de un blog personal, como tampoco las licencias literarias que nos podemos permitir en su redacción, impropias eso sí, de una revista científica. Pero este no es mi problema.

 Lo dicho, en el siguiente post en la materia comenzaremos a analizar la sustancia de este conflicto. Debería terminar recalcando que espero y deseo que se trate de un debate entre caballeros. Sin embargo, tal como ha entrado Rossiter (…) me temo lo peor. Del mismo modo, debo dejar bien claro que este es mi espacio personal y que las reglas las impongo yo, que no ellos. Borré el post del investigador del ITC porque en donde estaba, y en vista de los miles de Km. que me quedaban por recorrer era prácticamente imposible iniciar un debate en igualdad de condiciones. Sin embargo, y en este caso concreto, a causa de que no se ha permitido publicar ciertos estudios en Geoderma (aunque sí en otras de factor de impacto similar), por razones que aun deberían explicarme, aviso que todo comentario pasará por mi censura, como alguno de ellos hicieron con las mías con anterioridad. Eso si, o se publican o no se publican (si el debate se desmadra), no se modifican. Y de eso estaréis debidamente informados. Os lo prometo.

 Juan José Ibáñez   

Etiquetas: ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

[...] blogs madri+d Master Site Feed [...]

Juanjo

Felicitaciones por su exitoso viaje por estas tierras Sud Americanas. También te felicito por la placa recibida por la Sociedad Colombina de la Ciencia del Suelo. Esas son las cosas de la vida real que te deben dar satisfacción al igual que las miles de personas que entran en tu Blog, que es sin dudas, fantástico.

Un abrazo, Martín

Muchas gracias Martín,

Espero que te vaya bien.

Un abrazo

Juanjo Ibáñez

Lo felicito por la placa recibida por parte de la SCCS, claro que considero una lástima no haber podido asistir a sus conferencias en Colombia; soy estudiante de Maestría en Ciencias Ambientales y me gustaría mucho poder compartir algunos temas con usted

[...] espinoso, técnico y doloso. Ya os comenté de que iba el asunto en nuestra entrega anterior: “Blogs de Ciencia: Los Éxitos y sus Problemas Inherentes”. En el os narraba como lo que escribimos en este “blog personal” había molestado seriamente [...]

[...] en el plano institucional o personal. El problema surgido lo comentamos en la siguiente entrega: “Blogs de Ciencia: Los Éxitos y sus Problemas Inherentes. Seguidamente os explique, muy  someramente mis críticas en el plano técnico (Sobre el Mapa [...]

(requerido)

(requerido)


*