Agricultura Ecológica contra la pérdida “global” de biodiversidad y el calentamiento climático?

agricultura-ecologica-tropical-y-biodiversidad

Agricultura ecológica tropical y Biodiversidad. Fuente: Colaje Imágenes Google

Como hoy veremos, mediante una nota de prensa y el material del artículo original, junto con otro de la misma guisa, en materia de suelos, los estudios relacionados con el calentamiento climático siguen mareando la perdiz sin llegar a ningún resultado con sustancia. Pero hay más, partir de escenarios “virtuales”  y añadiendo la metralla de las modelizaciones numéricas, no pueden obtenerse conclusiones corroborarles dignas de mención. ¿Porque entonces presté la atención a este estudio?. Simplemente porque raramente se incluían tanta variables edáficas en artículos de tal naturaleza.  Empero si lo resultados no se pueden testar o corroborar, todo el esfuerzo deviene en un ejercicio que se perderá pronto en la espesura de las decenas de miles de publicaciones de este tipo, que no nos conducen a nada. Este es un mero ejemplo. Quizás la siguiente sentencia extraída del material que abajo os proporcionamos sea clarificadora: “Si los líderes mundiales, los administradores de tierras y otros diseñadores de políticas pueden encontrar una manera de limitar el calentamiento global a menos de 2 grados centígrados y conservar un tercio de la tierra en los trópicos, la pérdida global de especies podría reducirse a la mitad…… Los investigadores involucrados esperan que su trabajo guíe los planes para los esfuerzos de conservación global en el Foro Mundial de Biodiversidad….Por lo tanto, los estudios que ignoran las restricciones edáficas sobre las respuestas al cambio climático pueden dar lugar a resultados engañosos”. Pues que esperen, que esperen, pero sentados, o mejor hibernando.  Obviamente la última frase si la firmaría, pero da igual, visto el objetivo subyacente del estudio.

 Veamos, creo que fue Francesco di Castri (1930 – 2005), aunque no puedo asegurarlo, el que advirtió, hace varias décadas, que el medio edáfico podría albergar taxones muy antiguos y especialmente en los horizontes profundos,  debido a que los superficiales actúan como tampón frente a los cambios del clima, entre otras variables. Y en efecto así ocurre, ya que, como hemos reiterado en otros post, las variaciones de temperatura y en algunos casos de humedad, se amortiguan rápidamente al descender a lo largo del perfil edáfico. Recordemos que la atmósfera del suelo, además es mucho más rica en CO2 que la que nosotros respiramos, es decir, que un incremento de este gas de invernadero en el aire no les debería afectar mucho. Del mismo modo, existen tipos de suelos y especialmente en aquellos edafotaxa poco evolucionados, en los que el material parental o litológico atesora unas propiedades poco propicias para la vida de muchos organismos aéreos y sub-aéreos, dan lugar a comunidades muy idiosincrásicas como ocurre con serpentinas y yesos, por ejemplo. Así pues comparado con la parte aérea de los ecosistemas terrestres, el medio edáfico, en ausencia de perturbaciones que lo afecten directamente, puede llegar a ser más resiliente que la aérea. A tales hábitats especiales los autores del estudio las denominan “islas edáficas”.

 Los investigadores que llevaron a cabo el estudio, citan otro publicado el mismo año en el que más o menos puede leerse (Corlett y Tomlinson 2020): “Los modelos de distribución de especies utilizados para predecir las respuestas al cambio climático pueden incluir factores edáficos, pero estos rara vez se mapean en un espacio con la suficientemente resolución. Usando análisis espaciales de baja resolución en lo concerniente a las variables edáficas probablemente obtengamos predicciones engañosas” o poco fiables…. Muchas islas edáficas se encuentran actualmente amenazadas por otros impactos humanos, incluyendo minería, deposición de nitrógeno y especies invasivas.” ¡Vale!,  hasta aquí todo perfecto ya que es bien conocido desde la década de los años 60 del siglo pasado.  ¿Y? Me quedo con cavilando… Dudo mucho que lograremos no sobrepasar el deseado  ascenso de temperatura de 2º Del mismo modo,  conservar un tercio de la tierra en los trópicos bajo medidas de protección se me antoja ilusorio bajo la dictadura financiara global. Tanto hoy como en el futuro, actúan y/o aparecerán muchos iluminados del tipo de Jair Bolsonaro, que se encargarán de destrozar cualquier figura e iniciativa proteccionista. De hecho ocurre diariamente, empero no aparecen en la prensa por ser menos estridentes que el dirigente aludido.

 Más adelante, en el material que os proporciono puede leerse “La agricultura de base ecológica es altamente productiva, y este enfoque puede complementar los tipos tradicionales de conservación” (…). “Necesitamos hacer una transición rápida de los desiertos agrícolas verdes a los oasis verdes que combinan la productividad económica con el movimiento y el hábitat de las especies afectadas por el cambio climático”. Sí, sí sí, vale, vale, vale, se ha dicho una y mil veces y todo para nada. ¿En qué mundo viven?.  Pues en eso consiste la ciencia en acción, como diría Bruno Latour.

¿Qué significa todo esto?. 

  Antes de las Convenciones como la aludida que versa sobre biodiversidad, y a la que yo fui invitado a asistir personalmente (aunque no lo hice, como al final del post dejo constancia), ciertas revistas publican este tipo de ¿indagaciones?. Se trata de una especie de tutifruti (mezcla de cosas o asuntos enormemente heterogéneos), en las que muchos los científicos, se aglutinan en grupos de presión, publicando con mayor o menor fortuna documentos con vistas a tomar posición y ver qué beneficios pueden extraer (dinero, influencias, poder) durante tales eventos. Y así terminan con sentencias como ésta: “Comprender la forma en que estos problemas apremiantes están interconectados resulta ser clave para implementar soluciones efectivas de conservación antes de que sea demasiado tarde“. Pero si hasta la ONU nos dice que ¡ya es demasiado tarde!. ¿No se han enterado?. Por supuesto que sí, pero estos cárteles actúan para deleitar a los políticos/dirigentes y extraer tajada en beneficio propio. Si se pronuncia “demasiado tarde”, los que ostentan el poder responderían, lógicamente, que (…) entonces “no hay pasta”. Lo mismo ocurrió hace unos meses (a la hora de escribir este post), con el COP25. Nada nuevo bajo el sol. ¡Política y oportunismo!.

 En fin me callo y os dejo con el material recopilado, que es mucho.

Juan José Ibáñez

 Continúa………

Study: To curb biodiversity declines, protect land in the tropics
by Brooks Hays; Washington DC (UPI) Feb 26, 2020

If world leaders, land managers and other policymakers can find a way to limit global warming to less than 2 degrees Celsius and conserve a third of the land in the tropics, global species loss could be cut in half.

Currently, planet Earth is losing biodiversity at a worrying clip. But according to a new study published this week in the journal Ecography, conserving 30 percent of the tropics will reduce the risk of extinction for plants, birds and mammals by 50 percent.

Dozens of studies have highlighted the importance biodiversity plays in sustaining healthy ecosystems. By preventing extinction and slowing biodiversity losses, efforts to conserve tropical lands will have a variety of secondary effects.

In addition to conserving land, authors of the new study suggest efforts must be made to encourage more sustainable agricultural practices.

“Ecologically-based agriculture is highly productive, and this approach can complement traditional types of conservation,” Jon Lovett, study co-author and head of Global Challenges depatment in the School of Geography at the University of Leeds, said in a news release. “We need to make a rapid transition from green agricultural deserts to verdant oases that combine economic productivity with movement and habitat of species affected by climate change. Our study shows where this needs to be done.”

Lovett is one of 21 global biodiversity and climate change scientists who contributed to the new study. The involved researchers hope their paper will guide plans for global conservation efforts at this week’s World Biodiversity Forum, held in Davos, Switzerland.

Authors of the study support plans to conserve 30 percent of the planet’s land area and 30 percent of Earth’s ocean area. In addition to protecting species that live in protected areas, conservation efforts could help species elsewhere avoid the effects of global warming.

“Climate change and species loss are largely human-driven despite the fact that we need stable temperatures and healthy ecosystems to thrive,” said Patrick Roehrdanz, co-author and scientist at Conservation International. “Understanding the way these pressing issues are interconnected is key to implementing effective conservation solutions before it’s too late.”

Estudio: Para frenar la disminución de la biodiversidad, es necesario proteger la tierra en los trópicos

por Brooks Hays; Washington DC (UPI) 26 de febrero d e 2020

Si los líderes mundiales, los administradores de tierras y otros diseñadores de políticas pueden encontrar una manera de limitar el calentamiento global a menos de 2 grados centígrados y conservar un tercio de la tierra en los trópicos, la pérdida global de especies podría reducirse a la mitad.

Actualmente, el planeta Tierra está perdiendo biodiversidad a un ritmo preocupante. Pero según un nuevo estudio publicado esta semana en la revista Ecography, la conservación del 30 por ciento de los trópicos reducirá el riesgo de extinción de plantas, aves y mamíferos en un 50 por ciento.

Docenas de estudios han resaltado la importancia que juega la biodiversidad en el mantenimiento de ecosistemas saludables. Al evitar la extinción y ralentizar las pérdidas de biodiversidad, los esfuerzos para conservar las tierras tropicales tendrán una variedad de efectos secundarios.

Además de conservar la tierra, los autores del nuevo estudio sugieren que se deben hacer esfuerzos para fomentar prácticas agrícolas más sostenibles.

La agricultura de base ecológica es altamente productiva, y este enfoque puede complementar los tipos tradicionales de conservación“, dijo en un comunicado de prensa Jon Lovett, coautor del estudio y jefe del departamento de Desafíos Globales de la Facultad de Geografía de la Universidad de Leeds. “Necesitamos hacer una transición rápida de los desiertos agrícolas verdes a los oasis verdes que combinan la productividad económica con el movimiento y el hábitat de las especies afectadas por el cambio climático. Nuestro estudio muestra dónde llevar a cabo tal  misión”.

Lovett es uno de los 21 científicos mundiales en biodiversidad y cambio climático que contribuyeron al nuevo estudio. Los investigadores involucrados esperan que su trabajo guíe los planes para los esfuerzos de conservación global en el Foro Mundial de Biodiversidad de esta semana, celebrado en Davos, Suiza.

Los autores del estudio apoyan planes para conservar el 30 por ciento del área terrestre del planeta y el 30 por ciento del área oceánica de la Tierra. Además de proteger a las especies que viven en áreas protegidas, los esfuerzos de conservación podrían ayudar a las especies en otros lugares a evitar los efectos del calentamiento global.

“El cambio climático y la pérdida de especies dependen en gran medida de los seres humanos a pesar del hecho de que necesitamos temperaturas estables y ecosistemas saludables para prosperar”, dijo Patrick Roehrdanz, coautor y científico de Conservation International. “Comprender la forma en que estos problemas apremiantes están interconectados es clave para implementar soluciones efectivas de conservación antes de que sea demasiado tarde“.

30% land conservation and climate action reduces tropical extinction risk by more than 50%

Abstract

Limiting climate change to less than 2°C is the focus of international policy under the climate convention (UNFCCC), and is essential to preventing extinctions, a focus of the Convention on Biological Diversity (CBD). The post‐2020 biodiversity framework drafted by the CBD proposes conserving 30% of both land and oceans by 2030. However, the combined impact on extinction risk of species from limiting climate change and increasing the extent of protected and conserved areas has not been assessed. Here we create conservation spatial plans to minimize extinction risk in the tropics using data on 289 219 species and modeling two future greenhouse gas concentration pathways (RCP2.6 and 8.5) while varying the extent of terrestrial protected land and conserved areas from <17% to 50%. We find that limiting climate change to 2°C and conserving 30% of terrestrial area could more than halve aggregate extinction risk compared with uncontrolled climate change and no increase in conserved area.

Resumen

Limitar el cambio climático a menos de 2 ° C es el enfoque de la política internacional bajo la convención climática (CMNUCC), y es esencial para prevenir las extinciones, un enfoque del Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB). El marco de biodiversidad posterior a 2020 elaborado por el CDB propone conservar el 30% de la tierra y los océanos para 2030. Sin embargo, no se ha evaluado el impacto combinado sobre el riesgo de extinción de las especies al limitar el cambio climático y aumentar el alcance de las áreas protegidas y conservadas. Aquí creamos planes espaciales de conservación para minimizar el riesgo de extinción en los trópicos utilizando datos de 289 219 especies y modelando dos vías futuras de concentración de gases de efecto invernadero (RCP2.6 y 8.5) mientras variamos la extensión de la tierra terrestre protegida y las áreas conservadas de <17% a 50% Encontramos que limitar el cambio climático a 2 ° C y conservar el 30% del área terrestre podría más que reducir a la mitad el riesgo de extinción agregada en comparación con el cambio climático incontrolado y no aumentar el área conservada.

Fragmentos del Artículo Original traducidos al español-castellano

Datos de Suelos Utilizados.

Datos del suelo

Las variables del suelo utilizadas en los modelos de distribución de especies fueron profundidad hasta el lecho rocoso, pH, proporción de arcilla, proporción de limo y densidad aparente. Todas las variables relacionadas con el suelo se obtuvieron de Soilgrids ver. 1.0 (consultado en febrero de 2018) (Hengl et al.2017). Las variables con múltiples estratos disponibles son la media de los primeros 1 m (estratos 1-4). Se incluyeron variables de suelos, ya que se ha demostrado que los análisis del cambio climático que no incorporan la variabilidad de los suelos pueden tergiversar a los especialistas edáficos (Corlett y Tomlinson 2020).

Corlett, R. T. and Tomlinson, K. W. 2020. Climate change and edaphic specialists: irresistible force meets immovable object? – Trends Ecol. Evol. in press.

Resumen

Las especies expuestas al cambio climático antropogénico pueden aclimatarse, adaptarse, moverse o extirparse. A menudo se supone que el movimiento será la respuesta dominante, con poblaciones que rastrean sus envolturas climáticas en el espacio, pero las numerosas especies restringidas a sustratos especializados (suelos y litologías) no pueden moverse fácilmente. En las regiones más cálidas del mundo, tales especialistas edáficos parecen haberse acumulado in situ durante millones de años, persistiendo a pesar del cambio climático por movimientos locales, respuestas plásticas y adaptación genética. Sin embargo, los climas pasados fueron generalmente más fríos que los actuales y las tasas de calentamiento más lentas, mientras que las islas edáficas ahora están expuestas a múltiples amenazas adicionales, incluida la minería.

Por lo tanto, los estudios que ignoran las restricciones edáficas sobre las respuestas al cambio climático pueden dar resultados engañosos para una proporción significativa de todos los taxones.

Destacar (Highlights )

Los enfoques actuales para predecir las respuestas al cambio climático a menudo suponen que las especies se moverán para rastrear sus envolturas climáticas, pero los especialistas edáficos restringidos a sustratos globalmente raros y fragmentados no pueden hacer esto fácilmente.

Algunos hábitats edáficamente extremos han actuado como refugios durante períodos pasados de cambio climático, como resultado de la heterogeneidad ambiental y / o los rasgos funcionales tolerantes al estrés de sus biotas, pero los climas pasados eran generalmente más fríos que los actuales y las tasas de calentamiento más lentas.

Los modelos de distribución de especies utilizados para predecir las respuestas al cambio climático pueden incluir factores edáficos, pero estos rara vez se mapean en un espacio espacial suficientemente alto resolución. Usando resoluciones espaciales de baja resolución en lo concerniente a las variables edáficas es probable que los datos para las predicciones sean engañosos resultados.

Muchas islas edáficas se encuentran actualmente amenazadas por otros impactos humanos, incluyendo minería, deposición de nitrógeno y especies invasivas.

Datos de cobertura del suelo y uso del suelo

Las áreas de suelo urbanizado existente o agricultura intensiva se eliminaron del análisis y, por lo tanto, esas celdas no son parte de la solución de priorización. Las áreas urbanas y agrícolas se definieron como> 50% de la cobertura de píxeles para las clases ‘urbanas’ y ‘agrícolas’ del conjunto de datos de cobertura terrestre de consenso global de resolución de 1 km producido por Tuanmu y Jetz (2014) que se agregaron para coincidir con el arco 2.5 resolución minuciosa de análisis. Las áreas protegidas existentes (UICN y WCMC 2018) se resolvieron primero usando una máscara jerárquica para que las prioridades de conservación tengan en cuenta los efectos de la protección existente. El dominio de análisis se limitó a los reinos biogeográficos Afrotrópicos, Neotrópicos e Indo-Malayo con la porción de Indonesia y Papua Nueva Guinea del reino de Australasia también incluida en el dominio de Asia (Dinerstein et al.2017).

Invitation for the Global Symposium on Soil Biodiversity at FAO Headquarters (10-12 March 2020)

Bourhis, Hugo (CBLD)

22/01/2020 14:34

Dear Juan José Ibáñez Marti,

I hope this email finds you well.

Thank you for registering in June 2019 for the call for experts on soil biodiversity and supporting the work on soil biodiversity of the Food and Agriculture Organization of the United Nations and its Global Soil Partnership.

Given your expertise in this field, we would like to invite you to participate in the Global Symposium on Soil Biodiversity that will be held from 10-12 March 2020 at FAO Headquarters in Rome, Italy.

The Symposium, jointly organised by FAO, the Global Soil Partnership (GSP), the Intergovernmental Technical Panel on Soils (ITPS), together with the UN Convention on Biological Diversity (UNCBD) and the Global Soil Biodiversity Initiative (GSBI), aims at reviewing the role of soil biodiversity and ecosystem services in tackling environmental problems. It will also provide evidence to support actions that protect soil biodiversity and its sustainable use in view of the achievement of the Sustainable Development Goals (SDGs).

The 3 day event will bring together worldwide experts to discuss the status of the world’s soil biodiversity, trends and opportunities based on the best available scientific evidence, and other forms of knowledge such as indigenous and traditional knowledge.

Scientists, researchers, organizations and other stakeholders will have the opportunity to present the latest knowledge, the applications and the new developments on assessing and monitoring soil biodiversity through oral or written presentations. The call for abstracts is still open and will close on the 31 January 2020.  Further details can be found here.

There is no registration fee and participation in the symposium is free. Please note that registration will close on the 28 February 2020.

Do not hesitate to contact the GSOBI20 (GSOBI20@fao.org) organizing committee for any further queries.

Best regards,

The GSOBI20 Organizing Committee

10-12 March 2020 – FAO HQ – Rome, Italy

Global Soil Partnership Secretariat | Land and Water Division

Food and Agriculture Organization of the United Nations

Viale delle Terme di Caracalla

00153 Roma, Italy

 

Etiquetas: , , , , ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..