Archivo de diciembre 2nd, 2014

Explicaciones confusas sobre algunas islas en el párrafo sexcentésimo octogésimo primero del Origen de las Especies

Llevamos ya unos párrafos en los que el autor indica una serie de propiedades que tienen lugar en las islas. Por ejemplo que, en general, las especies se encuentran en corto número,  y que la proporción de especies peculiar es, con frecuencia, grandísima. Pero la ley, ni estaba ilustrada con muchos ejemplos, ni por otra parte parecía cumplirse en todos los casos. En este párrafo viene a concluir de este modo:

 

Todas estas diferencias numéricas y la ausencia de ciertos grupos enteros de animales y plantas se explican generalmente por supuestas diferencias en las condiciones físicas de las islas; pero esta explicación es muy dudosa. La facilidad de emigración parece haber sido realmente tan importante como la naturaleza de las condiciones físicas.

 

 

 

681

Oceanic islands are sometimes deficient in animals of certain whole classes, and their places are occupied by other classes; thus in the Galapagos Islands reptiles, and in New Zealand gigantic wingless birds, take, or recently took, the place of mammals. Although New Zealand is here spoken of as an oceanic island, it is in some degree doubtful whether it should be so ranked; it is of large size, and is not separated from Australia by a profoundly deep sea; from its geological character and the direction of its mountain ranges, the Rev. W.B. Clarke has lately maintained that this island, as well as New Caledonia, should be considered as appurtenances of Australia. Turning to plants, Dr. Hooker has shown that in the Galapagos Islands the proportional numbers of the different orders are very different from what they are elsewhere. All such differences in number, and the absence of certain whole groups of animals and plants, are generally accounted for by supposed differences in the physical conditions of the islands; but this explanation is not a little doubtful. Facility of immigration seems to have been fully as important as the nature of the conditions.

 

En las islas oceánicas faltan algunas veces ciertas clases enteras, y su lugar está ocupado por otras clases; así, los reptiles en las islas de los Galápagos y las aves gigantescas sin alas de Nueva Zelanda ocupan, u ocupaban recientemente, el lugar de los mamíferos. Aunque se hable aquí de Nueva Zelanda como de una isla oceánica, es algo dudoso si debiera considerarse así: es de gran tamaño y no está separada de Australia por un mar profundo; el reverendo W. B. Clarke ha sostenido recientemente que esta isla, lo mismo que Nueva Caledonia, por sus caracteres geológicos y por la dirección de sus cordilleras, tiene que ser considerada como dependencia de Australia. Volviendo a las plantas, el doctor Hooker ha demostrado que en las islas de los Galápagos la proporción numérica de los diferentes órdenes es muy diferente de la de cualquier otra parte. Todas estas diferencias numéricas y la ausencia de ciertos grupos enteros de animales y plantas se explican generalmente por supuestas diferencias en las condiciones físicas de las islas; pero esta explicación es muy dudosa. La facilidad de emigración parece haber sido realmente tan importante como la naturaleza de las condiciones físicas.

Lectura aconsejada:

Etiquetas: