Archivo de agosto 11th, 2014

Vuelta al único gráfico de la obra, ese que está lleno de errores en el párrafo sexcentésimo del Origen de las Especies

 

Leemos al comienzo de este párrafo: tengo que rogar al lector que vuelva al cuadro del capítulo cuarto. Con gusto volveremos para volver a indicar que el cuadro es erróneo. Que no es lícito en una secuencia temporal comenzar por especies y seguir por variedades. Que lo que está haciendo el autor en ese gráfico es mezclar, confundir.

 

Podemos suponer que las letras bastardillas con números representan géneros, y las líneas de puntos divergentes, a partir de ellas, las especies de cada género.

 

Que no que no. Que no es lícito suponer que las especies derivan a partir de los géneros.

 

 

 

600

Let us see how far these several facts and inferences accord with the theory of descent with modification. As the subject is somewhat complex, I must request the reader to turn to the diagram in the fourth chapter. We may suppose that the numbered letters in italics represent genera, and the dotted lines diverging from them the species in each genus. The diagram is much too simple, too few genera and too few species being given, but this is unimportant for us. The horizontal lines may represent successive geological formations, and all the forms beneath the uppermost line may be considered as extinct. The three existing genera, a14, q14, p14, will form a small family; b14 and f14, a closely allied family or subfamily; and o14, i14, m14, a third family. These three families, together with the many extinct genera on the several lines of descent diverging from the parent form (A) will form an order; for all will have inherited something in common from their ancient progenitor. On the principle of the continued tendency to divergence of character, which was formerly illustrated by this diagram, the more recent any form is the more it will generally differ from its ancient progenitor. Hence, we can understand the rule that the most ancient fossils differ most from existing forms. We must not, however, assume that divergence of character is a necessary contingency; it depends solely on the descendants from a species being thus enabled to seize on many and different places in the economy of nature. Therefore it is quite possible, as we have seen in the case of some Silurian forms, that a species might go on being slightly modified in relation to its slightly altered conditions of life, and yet retain throughout a vast period the same general characteristics. This is represented in the diagram by the letter F14.

 

Veamos hasta dónde estos diferentes hechos y deducciones están de acuerdo con la teoría de la descendencia con modificación. Como el asunto es algo complicado, tengo que rogar al lector que vuelva al cuadro del capítulo cuarto. Podemos suponer que las letras bastardillas con números representan géneros, y las líneas de puntos divergentes, a partir de ellas, las especies de cada género. El cuadro es demasiado sencillo, pues se indican muy pocos géneros y muy pocas especies; pero esto carece de importancia para nosotros. Las líneas horizontales pueden representar formaciones geológicas sucesivas, y todas las formas por debajo de la línea superior pueden considerarse como extinguidas. Los tres géneros vivientes, a14, q14, p14, formarán una pequeña familia: b14 y f14, una familia o subfamilia muy próxima, y o14, e14 y m14, una tercera familia. Estas tres familias, junto con los muchos géneros extinguidos en las diferentes líneas de descendencia divergentes a partir de la forma madre A, formarán un orden, pues todas habrán heredado algo en común de su remoto antepasado. Según el principio de la tendencia continua a la divergencia de caracteres, que fue explicado antes, mediante el cuadro, cuanto más reciente es una forma, tanto más generalmente diferirá de su remoto antepasado. Por consiguiente, podemos comprender la regla de que las formas antiguas difieran más de las formas vivientes. No debemos, sin embargo, suponer que la divergencia de caracteres sea un hecho necesario; depende sólo de que los descendientes de una especie son de este modo capaces de apoderarse de muchos y diferentes puestos en la economía de la naturaleza. En consecuencia, es perfectamente posible, como hemos visto en el caso de algunas formas silúricas, que una especie pueda subsistir modificándose ligeramente, en relación con sus condiciones de vida poco cambiadas, y, sin embargo, conserve durante un largo período los mismos caracteres generales. Esto está representado en el diagrama por la letra F14.

Lectura aconsejada:

Etiquetas: